Hinojosa, El Viso y Belalcázar se unen a Cruz Roja para mejorar la seguridad alimentaria en Etiopía

SATURNINO MUÑOZ
LOS PEDROCHES


Los consistorios de estos tres municipios de los Pedroches y la Diputación han colaborado con un proyecto de la institución humanitaria que ha proporcionado medios de vida a 2.300 personas de varias comunidades propensas a la sequía de este país del Cuerno de África.

Más de 2.300 personas se han beneficiado de la colaboración entre Cruz Roja Española y los ayuntamientos de Hinojosa del Duque, El Viso y Belalcázar para mejorar la seguridad alimentaria en Etiopía.

Los mencionados consistorios cordobeses han apoyado un proyecto, recientemente finalizado, que ha permitido proporcionar medios de vida a la población de varias comunidades del distrito de Salla, una de las regiones más propensas a la sequía en este país del Cuerno de África.

Esta iniciativa forma parte de una intervención más amplia, de cuatro años de duración, orientada a aumentar la seguridad alimentaria y consolidar los medios de vida a largo plazo, fundamentalmente a través de la distribución de semillas y la repoblación de ganado en cuatro kebeles del distrito de Shalla: Mutu Binsho, Oreshibibo, Mecha Fera y Lebu Sebuka.

La aportación cordobesa se ha centrado en la compra y distribución de cabras para las familias, y en la adquisición y reparto de semillas de forraje y pienso para alimentar a las aves de corral que tienen las mujeres de estas comunidades.

Con ello se ha conseguido, por un lado, diversificar los medios de subsistencia de la población beneficiaria; y, por otro, garantizar una producción de huevos satisfactoria, tanto para el consumo de las propias familias como para la venta en el mercado.

El proyecto -que ha sido posible gracias a las ayudas concedidas para el mismo por los ayuntamientos de Hinojosa del Duque, El Viso y Belalcázar dentro de la convocatoria de subvenciones de Cooperación Internacional promovida por la Diputación de Córdoba- se enmarca en un programa más amplio de la Cruz Roja Etíope, que tiene el objetivo de obtener un impacto significativo en las comunidades que han sido severamente afectadas por la sequía durante los últimos años.

La siguiente fase de la intervención se centrará, junto con actividades de protección y rehabilitación del medio ambiente, en la consolidación de un sistema de microcréditos ya iniciado que, a través de un fondo rotatorio, permita a las familias beneficiarias comenzar a mejorar su calidad de vida de forma autónoma. 




No hay comentarios :

Publicar un comentario