Villaralto celebra la sexta feria del pastoreo del 12 al 14 de mayo

ANTONIO MANUEL CABALLERO
VILLARALTO


El oficio de pastor, tan arraigado desde hace siglos en Villaralto, vuelve a cobrar protagonismo con la sexta edición de la Feria del Pastoreo que se celebra en esta localidad el viernes 12, sábado 13 y domingo 14 de mayo.

Organizado por el Ayuntamiento de Villaralto y el Centro Guadalinfo, con la colaboración de la Diputación, los actos se inician el viernes 12 de mayo a las 19.00 horas con una marcha cicloturística, carrera de bicis y concentración deportiva y a las 20.00 horas tendrá lugar una actividad de valoración sensorial de quesos de la comarca.

El sábado 13 de mayo comienzan las actividades a las 11.00 horas con una cencerrada.
A las 11.30 horas dará comienzo el concurso de borreguito más bonito y a las 12.00 horas tendrá lugar la inauguración de la Feria y la entrega de premios de fotografía y de la cata de quesos, que dará paso a la visita de los stand y a la realización de actividades relacionadas con el pastoreo.

A las 14.00 horas degustación de cordero asado al que se ha fijado 4 euros el cordero y el cuenco de regalo.

Por la tarde, a las 19.30 horas será la puesta en escena del monólogo de la vida de la mujer rural, a cargo de Leonor Fernández, de Etnopedroches y ya a las 20.00 horas música y bailes populares con la Asociación Cultural y Musical de Villaralto, el grupo Villaralto Baila y Jara y Granito de Villanueva de Córdoba.

Ya el domingo 14 de mayo a las 10.00 horas diana pastoril por las calles de la localidad, a las 12.30 horas misa y ofrenda floral a la Divina Pastora, a las 18.00 horas muestra de esquileo y a las 19.00 horas habrá una demostración de acarreo de ganado con perro pastor.



Una imagen de pasadas ediciones de esta popular feria del pastoreo. /S.R.


Uno de los emblemas de la localidad en relación con el oficio es el Museo del Pastor, una institución cultural creada por el Ayuntamiento de Villaralto, con la finalidad de proteger, conservar y difundir el patrimonio etnológico relacionado con la vida pastoril de la comarca de Los Pedroches y especialmente el de la localidad de Villaralto.

Tiene su sede en la vivienda nº 17 de la Calle Buensuceso, una casa de mediados del siglo XIX, que preside un recoleto rincón, a escasos metros de la iglesia parroquial de San Pedro, centro neurálgico de la localidad. El Museo del Pastor, inaugurado el 10 de agosto de 2006, constituye una significativa apuesta cultural emprendida por el Excmo. Ayuntamiento de Villaralto, en cuyo proyecto de creación se planteó tres objetivos como son salvar de la ruina una de las casas más antiguas de la población, que es magnífico ejemplo de arquitectura popular, tradicional o “vernácula”, de mediados del siglo XIX, caracterizada por su acentuada funcionalidad e inexistentes elementos ornamentales, mediante un riguroso proceso de restauración ejecutado entre julio de 2004 y abril de 2005, sin alterar en modo alguno la fisonomía original de la casa. 

También recrear y exponer en ella el modus vivendi de los pastores de Villaralto, actividad que ha constituido uno de los pilares básicos de la economía de esta población, desde su origen a comienzos del siglo XV, recuperando al mismo tiempo un rico patrimonio etnológico tanto material como inmaterial, en vías de desaparición y, finalmente, rendir un merecido homenaje a todos los pastores y pastoras que a lo largo de la historia de Villaralto dedicaron su vida a este sacrificado oficio.


Los temas desarrollados en los diferentes espacios expositivos responden al discurso museográfico planteado, a través del cual se informa al visitante del marco geográfico en el que se ubica Villaralto, el nacimiento e historia de la localidad, su patrimonio histórico y artístico, las fiestas y gastronomía, la evolución del pastoreo desde su origen en el Neolítico hasta la actualidad, la creación del Concejo de la Mesta y surgimiento de las Cañadas Reales, la indumentaria del pastor y los trabajos según el calendario, la denominación de las reses y enfermedades más comunes, los productos derivados de la oveja, el oficio de esquilador y los tratantes de ganado, el arte y el folklore pastoril, religión y misterio en los pastores, y los animales enemigos del pastor y aquellos que le auxiliaban en las labores diarias. 


No hay comentarios :

Publicar un comentario