El Hospital Valle de Los Pedroches activa el Plan de Prevención de Agresiones tras la que sufrió un enfermero

REDACCIÓN
POZOBLANCO


La Dirección Gerencia del Hospital Valle de Los Pedroches de Córdoba activó su Plan de Prevención de las Agresiones a personal sanitario, que incluye asistencia jurídica y apoyo psicológico para atender las necesidades de un profesional agredido verbalmente, con intento de agresión física, en la planta de Medicina Interna del Hospital.

El suceso tuvo lugar el jueves por la noche, cuando un paciente profirió amenazas a un profesional de Enfermería que trabajaba en el turno de noche. Inmediatamente, sus compañeros alertaron al servicio de Seguridad, que rápidamente se personó en el lugar. Tras el desagradable acontecimiento, el profesional ha decidido interponer una denuncia y acudir a la Unidad Técnico-Jurídica del Hospital para ser asesorados.

Ante estos lamentables hechos, el director gerente del Hospital Valle de Los Pedroches, Juan Espinar, y la delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Ángeles Luna, condenan este lamentable e injustificable episodio de violencia verbal. Asimismo, muestran su solidaridad y apoyo a la profesional que en el ejercicio de su labor, ha sufrido un episodio de agresión verbal por parte de un paciente.


Los hechos ocurrieron el jueves en la planta de Medicina Interna.



SATSE SEÑALA LA INDIFERENCIA DE LA DIRECCIÓN

Por su parte, el sindicato de enfermería Satse señala que sobre las 23 horas del jueves 30 de marzo, uno de los pacientes ingresados en claro estado de excitación y agresividad se dirigió al puesto de control de Enfermería de la Unidad de Medicina Interna donde se encontraban en ese momento dos profesionales de Enfermería y una Auxiliar de Enfermería, gritando, amenazando a los profesionales, llegando el paciente a coger una grapadora y lanzarla contra uno de los profesionales de Enfermería al cual amenazó presuntamente de muerte. Fueron tan grandes los gritos y el tumulto generados por el paciente agresivo que se pusieron en alerta al resto de pacientes y familiares que en ese momento estaban en la planta.

El paciente una vez reducido fue de nuevo ingresado en la misma unidad y habitación, pero con medidas de sujeción, permaneciendo en la misma hasta media mañana del viernes 31 de marzo, que fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos.


Para Satse, resulta inadmisible que se ingrese a un paciente en una planta sin que se tomen las medidas de prevención contra las agresiones, máxime cuando se sabía previamente que el mismo podía ser agresivo, ya que este paciente no es la primera vez que produce un incidente de este tipo. Asegura Satse que todo ello se agrava con la actitud pasiva y de indiferencia que ha mostrado la Dirección del Centro ya que ni el Director Gerente, ni la Directora de Enfermería se han pasado por la unidad para preguntar cómo se encuentran los profesionales afectados y ha sido ya en el turno de mañana (12 horas después del suceso) cuando se han realizado algunas gestiones tendentes a dar mayor seguridad en la atención al paciente que provocó la agresión.


No hay comentarios :

Publicar un comentario