Mayores muy grandes

ANTONIO RUIZ SÁNCHEZ
(Periodista)


¡Qué haríamos sin nuestros mayores! Son los que nos transmiten la sabiduría, los que han cuidado de nosotros y los que han trabajado por nosotros durante un tiempo en el que no eran tan mayores. Así que más nos vale dedicarles al menos un poco de nuestro tiempo, por aquello de dar lo que hemos recibido.

Todos deberíamos reservar tiempo y espacio para hablar con nuestros mayores, con nuestros abuelos y abuelas, para hacer alguna actividad juntos o para lo que sea. 

Porque sólo algo bueno puede sacarse estando con alguien que ya tiene experiencia de la vida, que se ha equivocado y que se han levantado, que ha formado una familia o tiene un legado de años y años de retos alcanzados y metas logradas.

Quien diga que los mayores son un estorbo está muy equivocado. Sí, a veces son cabezones, protestones y no se dejan cuidar. 

También son despistados y nos vuelven locos. Pero eso no los convierte en estorbo, más bien todo lo contrario, de los mayores se aprende y se descubre. 


Son un regalo, un tesoro que hay que cuidar y respetar. Porque es increíble vivir nuevas experiencias con alguien que ya tiene muchas a sus espaldas. 



No hay comentarios :

Publicar un comentario