Antonio Ruiz reitera el apoyo de la Diputación a la labor que realiza Prode por la inserción laboral de personas con discapacidad

ANTONIO MANUEL CABALLERO
POZOBLANCO


Las instalaciones de Prode, entidad para la Promoción de Personas con Discapacidad, en Pozoblanco acogieron el lunes la visita del presidente de la Diputación de Córdoba, Antonio Ruiz, y de la vicepresidenta primera y responsable de Bienestar Social, Felisa Cañete, quienes estuvieron acompañados por el presidente de la asociación, Blas García, y el alcalde de Pozoblanco, Emiliano Pozuelo, entre otras autoridades.

“Prode ejemplifica que la colaboración entre administraciones y el tejido asociativo es fundamental para conseguir objetivos que todos compartimos, pero que cada uno por nuestro lado no podríamos cubrir”, ha destacado el presidente de la Diputación provincial. Así, ha proseguido, “tenemos que fomentar esta participación con recursos, apoyando a Prode, que tanto tiempo lleva demostrando su capacidad de trabajo”.

Antonio Ruiz ha valorado la apuesta de Prode por la innovación y el empleo, con el programa ‘Yosíquesé’ para potenciar las capacidades únicas, y ha reiterado el apoyo de la Diputación a iniciativas que vayan encaminadas a la inserción laboral. Así, en 2016 la institución ha colaborado con 20.000 euros en un programa de apoyo para la inserción sociolaboral de personas con discapacidad y/o dependencia.

El presidente de la Diputación, Antonio Ruiz, con el resto de personas asistentes, conoció más de cerca la labor de la entidad. /SÁNCHEZ RUIZ


“Las políticas sociales también hay que verlas como inversión, porque revierten en calidad de vida de las personas a las que van dirigidas y en la generación de empleo, que tan importante es en estos tiempos”, ha subrayado el máximo representante de la institución.

Del 2009 al 2014, la Diputación respaldó la actividad de la asociación con 43.000 euros en proyectos como el de orientación y apoyo a familiares con personas con discapacidad y en la ampliación de la residencia de gravemente afectados. Y en 2015 destinó 20.000 euros al Proyecto de Intervención temprana y apoyo educativo en menores con diversidad funcional.

El presidente de Prode, Blas García, ha agradecido la visita y ha animado a la institución provincial “a seguir de la mano, codo con codo, con la asociación, porque es necesaria la colaboración de la sociedad civil con el ámbito institucional, sobre todo en temas como el empleo, un ámbito de gran sensibilidad en el que la institución está ahora colaborando”.

Como datos significativos, García ha señalado que en el colectivo de discapacitados se dan diez puntos más de desempleo y cobran un 10% menos que el resto de la población, en la empresa ordinaria han bajado de 29.000 a 20.000 los empleos (datos de 2014) y “la situación es crítica, por eso estamos apostando por el empleo, y encontrar recursos en la institución provincial es importantísimo”. Por este motivo, ha añadido, “hemos puesto en marcha un programa de orientación para el empleo con los recursos que hemos recibido de la Diputación”.

El alcalde de Pozoblanco ha señalado la obligación de las administraciones públicas de ayudar a las personas con discapacidad y ha manifestado que “Prode forma parte del alma de la localidad, y en situaciones difíciles es importante la labor que hacen por su apuesta por el empleo entre este colectivo, que tiene doble dificultad, en lo personal y en lo profesional”.


La Asociación Prode se funda en 1984 con el objetivo de generar calidad de vida y bienestar a personas con discapacidad intelectual y sus familias. La entidad cuenta en la actualidad con una plantilla que supera las 375 personas, de las que 220 presentan algún tipo de discapacidad.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada