Condenan a la aseguradora del SAS por la muerte de un paciente de Villanueva de Córdoba

REDACCIÓN
VILLANUEVA DE CÓRDOBA


El Juzgado de Primera Instancia número 6 de Córdoba ha dictado una sentencia por la que condena a la aseguradora del Servicio Andaluz de Salud (SAS) con distintas indemnizaciones por “un mal servicio” sanitario prestado en diferentes centros sanitarios públicos de Los Pedroches y que se saldó con el fallecimiento de un hombre de 76 años medicado con ‘Sintrom’.

Según recoge la sentencia, que ya es firme al no haber sido recurrida, y explica la asociación ‘El Defensor del Paciente’, cuyos servicios jurídicos han tramitado la demanda, los hechos se remontan al día 9 de noviembre de 2011, cuando el hombre se cayó en plena calle en el municipio de Villanueva de Córdoba y sufrió un traumatismo craneoencefálico.

Ello motivó que fuera trasladado al centro de salud del pueblo, donde se conocía que se medicaba con ‘Sintrom’, un anticoagulante, que incrementa el riesgo de hemorragias ante una simple caída, y por tanto de hematomas. Pese a ello e “insistir la familia en que tomaba este anticoagulante, en el ambulatorio ni se le hace ninguna prueba, ni se le remite a otro centro asistencial, ni se le retira el ‘Sintrom’”.

Al día siguiente, 10 de noviembre, ocurrió algo parecido, de manera que el paciente acudió al Hospital Comarcal de Pozoblanco, y pese a la sintomatología que llevaba y “sin realizarle ninguna prueba”, supuestamente se ordenó que siguiera tomando ‘Sintrom’. No obstante, el día 11 le hicieron una resonancia, en la que se informa de que el paciente tenía “un hematoma subdural agudo”, consecuencia de “la caída y de la nefasta asistencia posterior”. Aunque lo trasladaron al Hospital Reina Sofía de Córdoba, que lo terminó interviniendo, el paciente jamás se recuperó y falleció el 1 de febrero de 2012 por “el hematoma cerebral”.

Al respecto, la magistrada considera en la sentencia que el retraso en el diagnóstico y tratamiento, a sabiendas del riesgo de sangrado incrementado por la toma de ‘Sintrom’, impidió instaurar prontamente el tratamiento correcto al anciano, apunta la asociación.

La primera atención la recibió en el centro de salud de Villanueva. /SÁNCHEZ RUIZ



ACTUACIÓN “DEFICIENTE”

Entretanto, la familia del paciente no desea revelar la cuantía de la reparación del daño, al considerar que “lo verdaderamente significativo es la condena a un sistema sanitario que actuó deficientemente”. Mientras, ‘El Defensor del Paciente’ critica que “precisamente el Hospital de Pozoblanco, donde ocurren parte de los hechos negligentes, es desde hace años motivo de denuncia a través de los sindicatos como Satse o CSIF, por diversos motivos, desde falta de personal por debajo de lo recomendado.


No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada