Una oficina municipal asesorará sobre la regulación catastral

ANTONIO MANUEL CABALLERO 
POZOBLANCO

El Ayuntamiento de Pozoblanco pondrá a disposición de los ciudadanos afectados una oficina para tramitar las incidencias que se puedan producir debido a la regularización catastral que ha emprendido el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

Así lo ha anunciado el alcalde, Emiliano Pozuelo, que ha destacado que en principio se destinarán dos personas que estarán en la planta baja del Ayuntamiento para dar información y, en su caso, incluso para asesorar sobre la posibilidad de presentar alegaciones.

El anterior equipo de gobierno decidió acogerse en este 2015 a la regulación del catastro aunque en todo caso tendrán que someterse a ella todos los pueblos y ciudades de España antes de final del 2016, dentro del marco de actuaciones previstas en el Texto Refundido de la Ley del Catastro Inmobiliario, aprobado por el Real Decreto Legislativo 1/2004, de 5 de marzo en su Disposición Adicional Tercera.

Emiliano Pozuelo explicó que el objetivo de esta regularización que lleva a cabo la Administración central es encuadrar en el catastro los inmuebles omitidos o las variaciones que se hayan llevado a cabo en los últimos años, para así regularizarlas.

De esta forma al aflorar se producirá la adecuada tributación de esos inmuebles.

Emiliano Pozuelo informa en rueda de prensa. /SÁNCHEZ RUIZ

El alcalde informó que durante estos días los vecinos de la localidad verán a trabajadores de una empresa que, mediante fotografías, va a revisar catastralmente todos los inmuebles del casco urbano y de todo el término municipal, incluidos los de naturaleza rústica. La regularización de cada inmueble costará a los ciudadanos 60 euros a través del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

El alcalde ha reiterado que el compromiso de su equipo de gobierno es bajar el tipo impositivo del IBI, aunque eso va a depender de que el Gobierno central lo permita y en todo caso sería de cara al ejercicio del 2016.

También ha informado de que el Gobierno central ha convertido en ley lo que ya aprobó el Pleno del Ayuntamiento de Pozoblanco en la legislatura pasada, con la finalidad de que los inmuebles situados en espacios con Planes Parciales sin desarrollar paguen el Impuesto de Bienes Inmuebles de rústica y no de urbana como hasta ahora.

Esto, según los datos de Intervención Municipal, hará que el Consistorio deje de recaudar unos 300.000 euros pero el alcalde aseguró que “estarán mejor en el bolsillo de los ciudadanos”, a la vez que abogó para que esta medida sirva para dinamizar y activar la legalización de los polígonos industriales..

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada